La vida te da sorpresas, sorpresas te da la vida

post dateoctubre 17, 2016  •   post categoriesSentencias  •   post comments number1 comment

La Audiencia Provincial ha estimado el recurso interpuesto por BERDEJO-ABOGADOS y ha revocado la sentencia del juzgado de primera instancia, absolviendo a nuestro cliente de la pretensión de responsabilidad extracontractual ejercitada en su contra como consecuencia del accidente en que se vio envuelto por la compleja señalización de un cruce de calzadas, tan céntrico como polémico. Lo noticiable es que nuestro cliente, un automovilista veterano que hace gala de prudencia en la conducción, ha observado siempre idéntica conducta en el referido cruce, en el que ya ha sufrido dos colisiones en idénticas circunstancias, habiendo sido judicializados ambos siniestros y estudiados por el mismo órgano de primera instancia, que ha estimado, las dos veces, las demandas deducidas en su contra. Sin embargo, paradójicamente, solo una de las condenas permitía, por su cuantía, el acceso a la segunda instancia, siendo así que la condena de menor trascendencia, al ser irrecurrible, ha ganado firmeza, mientras que en la más importante hemos conseguido su absolución. Ciertamente, la intrincada señalización del céntrico cruce justifica sobradamente que distintos magistrados alcancen conclusiones dispares. Como cantaba Rubén Blades: la vida te da sorpresas, sorpresas te da la vida …

Accidente de tráfico – Santander